jueves, 9 de junio de 2011

Te leo a oscuras

Leo lo que escribes sin que lo sepas,
sin que te des cuenta, o eso espero.
Releo una y otra vez los poemas
que me dibujan en la ausencia.
Me sorprende saber que en tu día a día
aún queda tiempo para mi recuerdo.
Ese que aún no se ha ido,
ese que se acabará desvaneciendo.