lunes, 10 de octubre de 2011

De Nuevo

Con las medias enrolladas al pie de mi cama, apenas las toco bajo las sábanas de invierno.
Unas medias que compré con toda la ilusión del mundo para completar el atuendo de un día que iba a cambiar mi vida. Y que así fue, para peor, cuando un "gracias por su tiempo" es todo lo que recibí a tanto tiempo de espera, de preparativos, de sueños con los ojos abiertos.

Al final, es otra ilusión que no llega a nada, que tengo que dejar ir.
Y nos encontramos, una vez más, con un no saber qué hacer con mi vida.
Con un vacío.
Oscuro.
Frío.
Desalentador.
Futuro.